Home | Introducción | Mensajes | Directrices | Milagros-Curas | Fotos | Vídeos | Verónica | Contáctenos

Nuestra Señora de las Rosas, María Auxilio de Madres
Curas Reportadas

Cáncer

28 de Octubre, 1990

Estimada Verónica,

    Espero que esta carta la encuentre bien y recuperándose de su reciente enfermedad.  Yo la recuerdo en mis peticiones y rezo de Rosarios para su curación.       
    Estoy escribiendo esta carta como un testimonio de la sanación milagrosa que Jesús y Nuestra Señora de las Rosas le hicieron a mi tía de 80 años.  No puedo menos que sentir que esto es solo el comienzo, porque el trabajo que el Señor inicia, siempre se termina. 
            Hace unos cuatro años yo me enteré de las apariciones de Bayside, y aunque soy un Católico Romano, en ese momento no creí mucho en ellas, ni recibí la información acerca de ellas, con mucho entusiasmo.  Hasta bromeé de ellas con un amigo.  Se me olvidó mencionar esto antes – pero yo no siempre iba a Misa o recibía los sacramentos como debía de haber hecho.
            Un día, mientras estaba rezando, le entregué mi vida a Dios y Le pedí que Él me hiciera conocer y hacer Su voluntad.  Él no me decepcionó, ya que después de eso Él me dio las gracias de rezar con una aumentada devoción y de asistir regularmente a Misa y recibir los sacramentos.
            Pasado un tiempo, (como un año) cuando se me había olvidado que me amigo me había dicho de las apariciones, yo recibí un panfleto en el correo que anunciaba sucesos religiosos y místicos.  Una cosa llevó a otra y dentro de poco tiempo escribí a los Trabajadores de Nuestra Señora solicitando más información y videos.   Después de que recibí el calendario de las Vigilias, fui al sitio del Pabellón Vaticano y recé el Rosario.  Esta fue sólo la primera de muchas veces que volví ir a rezar.  Durante muchas de mis visitas, también he tenido la suerte de recibir fotografías milagrosas.  Y en una ocasión cargué la estatua de Nuestra Madre Santísima durante  una procesión. 
            Durante una de las Vigilias recuerdo haber dejado una larga lista de peticiones por sanación y ayuda especial para los miembros ancianos y enfermos de mi familia, y por mí mismo.  Algún tiempo después de eso, convencí a mi tía de 80 años, ... y mi madre de ir a una de las Vigilias.  Mi tía mayor había recibido un Rosario que originalmente era de color plateado, de una amiga quien había venido de Italia.  Después de otra visita a Bayside con esta tía que tiene glaucoma, le fue descubierto que tenía cáncer del seno y que se le había regado a su hígado y huesos.  El doctor (oncólogo) le había dado 8 meses de vida.  Después de un año de llevarla para que recibiera sus tratamientos de quimioterapia (en el curso de ese año, yo noté que su Rosario se había vuelto un color oro), yo le recordé que esa era la manera de Jesús y de María Santísima de darnos a saber que ella sería sanada.  Este pasado agosto, ella se hizo una tercera cantidad de exámenes para ver cuánto había avanzado el cáncer ¡y no había! – ni en su hígado, huesos, o seno.  Yo alabo a Dios y honro a nuestra Madre Santísima todos los días por este gran milagro al rezar el Rosario diariamente.  Yo continuo diciéndole a mis amigos y miembros de mi familia acerca de lo que pasó y me siento seguro que esto es solo el comienzo de las maravillosos cosas que Dios tiene en mente para aquellos quienes creen en Él y hacen Su voluntad.      

Reconozco este milagro con gran gratitud, y quedo,

Muy atentamente,                    

J. M. 


Samir F. El Daief, M.D.
F.A.C.S., F.R.C.S., F.R.C.S.E.
1340 Dekalb Street - Suite 2 
Norristown, PA  19401
(215) 272-7234

General - Vascular – Cirugía Vascular              
           
28 de Febrero, 1991 

Santuario de Nuestra Señora de las Rosas
Nueva York 

Estimados Señores:

     Esto es para testificar que la Sra. Rose Iannozzi tuvo un cáncer avanzado del ovario con ascitis.  Como ustedes saben, esto es una enfermedad mortal.  Ella fue operada hace siete años y desde la cirugía y quimioterapia que le siguió, ella ha sido completamente curada de su cáncer. 

     Yo creo que esto es muy inusual, especialmente en casos avanzados.
      Muchas gracias por su indagación. 

Atentamente, 

Samir F. El Daief, M.D.


16 de Marzo, 1991

Estimada Hermana,      
Durante el otoño pasado yo le escribí referente a mi hermano de 33 años quien tenía un tumor cerebral canceroso.  Él fue operado en octubre, le dieron tratamientos contra el cáncer en noviembre y diciembre, y enviado a casa con la noticia que nadie podía hacer más por él.  El tumor todavía estaba creciendo más profundamente en su cerebro.  En el momento que le estaban diciendo que nada más se podía hacer, el doctor le pidió que regresara en un mes para una última tomografía y para renovar sus suscripciones.  El 22 de Febrero, fue por su tomografía, e ¡imagínese, el tumor y cáncer habían desaparecido!  Los doctores no podían explicarle lo que había ocurrido.  Es tan obvio que Dios había escuchado nuestras oraciones.  Yo deseo agradecerle a usted por su ayuda y oraciones e informarle acerca de esta magnífica noticia. . . .

Atentamente,

A. G. K.
Winnipeg, Canada


27 de Marzo, 1991
A Quien Concierne:
     Por favor, envíenme 5 pétalos de rosas de Nuestra Señora de las Rosas. 

Atentamente,

V. B. 

[P.D.] Toda mi familia vive en Costa Rica.  Uno de mis cuñados fue sanado cuando le envié un pétalo de rosas hace 3 años.  Los doctores le habían dicho que él tenía cáncer y que le [quedaban] 3 meses de vida...                       

de Washington, D.C.


26 de Agosto, 1983
Estimada Verónica,
     Por favor, dígales a Jesús y a María que Les doy las gracias con todo mi corazón por haberme curado de cáncer.  Yo creí con todo mi corazón y deseaba esa curación muchísimo. 
     Deseo que lo siguiente sea un testimonio de lo que me sucedió.  Hace cinco años, mi doctor me dijo que yo tenía cáncer en el seno derecho, y que tenía que ser operada.  Más tarde, él me dijo que todavía lo tenía.  Pasé por quimioterapia porque era lo único que podían hacer por mí.
     Hace un tiempo este año vi un artículo en el Buffalo Evening News acerca del Santuario de Nuestra Señora de las Rosas, María Auxilio de Madres, (de) Verónica Lueken, y de los peregrinajes a Bayside.  También mencionaba un teléfono en Buffalo, si uno tenía interés.
     Yo sí verdaderamente lo tenía, con todo lo de estos años de sufrimiento.  Deseaba tanto ser curada así que llamé e hice muchas preguntas.  Pero por lo de mi enfermedad y dolor, no podía ir en los peregrinajes.  Así que escribí una carta de petición que fue colocada durante la Vigilia en nombre mío.  En Abril, recibí un boletín noticioso con dos pétalos de rosas.  Le pedí a mi amiga, Bev, que me colocara un pétalo de rosa por dentro de mi blusa, sobre el lado derecho.  El 8 de agosto recibí una carta diciendo que mi petición por una curación había sido puesta (a los pies de la estatua) durante la Vigilia.
     Regresé con mi doctor para averiguar los resultados de mi revisión semi-anual revisión.  Él me dijo que era un milagro.  ¡Yo estaba curada!  Él dijo que él atestiguaría a ello.  También me dijo que tengo que regresar un año más para revisiones, y que debía de rezar más oraciones para que no regresara. 
     Lo voy a hacer.  Continuaré yendo a confesión, la Misa los domingos, y continuaré rezando mi Rosario.
Muchas gracias y que Dios la bendiga en su trabajo,

de Buffalo, New York


Guatemala de la Asunción, 7 de Enero, 1996 

Estimados Hermanos en Jesucristo, 

            Por este medio quiero patentizar mi agradecimiento a Nuestra Señora de las Rosas, María Auxilio de Madres, por Su intercesión ante Dios Padre, Hijo y Espíritu Santo por haberme curado de cáncer. 

            Para la Semana Santa de 1989, hace siete años, me reventó un cáncer de ovario, el cual tenía desde hacía algunos meses pero en mes y medio me creció tanto como un embarazo.  Me atuve porque ya me habían quitado un quiste ovárico enorme.

            Al sentirme mal cuando me reventó, tuve que recurrir de emergencia a mis ya colegas y se diagnosticó cáncer ovárico en el Hospital Militar (Reg. 108788) encontrándoseme que la producción líquida del cáncer seromucinoso había inundado el pulmón derecho. (Síndrome de Meiggs), y solo respiraba con un pulmón y me costaba hablar.

Me operaron en el hospital Regional de Cobán, Alta Verapaz, el 29 de Marzo, 1989, y me sacaron un ovario canceroso grande de 6x13x8 cm, cuando el tamaño normal de un ovario es del tamaño de una nuez.  El líquido sanguinolento oscuro, como también el ovario, fueron analizados y confirmaron que el diagnóstico era de: CISTO ADENOCARCINOMA OVÁRICO PAPILAR, con siembras en el organismo (metástasis).    

 

Dicho diagnóstico fue confirmado también en el Instituto de Cancerología (Reg. 126870).  Inmediatamente al saber el diagnóstico, le pedí a NUESTRA SEÑORA DE LAS ROSAS, que me curare.  No le dije cómo; no tenía idea de cómo, solo sabía que mi vida había terminado.

Sufrí el tratamiento del cáncer ya que me había quedado regado.  La quimioterapia es costosa e insufrible y es de por vida, o por lo menos de cinco años, y aún estando en tratamiento, uno se muere.  Yo solo recibí 2 tratamientos completos, dos a la mitad, y uno a la cuarta parte, ya que es muy costoso.  Conocí los dolores del cáncer; no podia dormir del dolor, no podía comer por el dolor, no podía pensar porque el dolor me chupaba todo el pensamiento.

Poco a poco fui mejorando, Dios me ha concedido más vida a través de NUESTRA SEÑORA DE LAS ROSAS.  Doy testimonio como se Lo ofrecí.  Muy agradecida a Ella y a la Santísima Trinidad por darme la oportunidad de enmendar mi vida.

Cariñosamente,

Dra. Odilia Leiva Bejórquez 
Colegiatura No. 7199
Guatemala, Guatemala
Centro América


NI RASTRO DE CÁNCER

13 de Mayo, 2002

 Para Nuestra Señora de las Rosas,

Sirva esta carta como reconocimiento de la cura milagrosa que mi hermana, Norma, obtuvo.  El 14 de enero, 2001, yo envié una carta de parte de ella, (a la vez que) le envié a ella un pétalo de rosa y un Rosario.  Después de su cirugía, el doctor dijo que había tratado de remover todo el cáncer pero que ella necesitaría tratamientos de quimioterapia y de radiación.    Rezamos, y nunca dimos por perdida su causa.  Le pedimos a amigos y parientes que rezaran por ella.  Dos semanas más tarde ella obtuvo los resultados de la biopsia que habían hecho la semana anterior.  No había ni rastro del cáncer.  Mi hermana y mi familia están muy agradecidos por sus oraciones.  Norma mantendrá su pétalo de rosa y su Rosario cerca de ella siempre.

 Atentamente,

Sra. C.
Corpus Christi, Texas


 TODA EL CÁNCER FUE CONTENIDO ENTERO

19 de Noviembre, 2001

Estimado Sr. Lueken, 

Por favor tome esta nota para enseñársela a otras personas para demostrar el verdadero poder milagroso de Nuestra Señora y de Jesús.  El 27 de Julio yo visité a mi doctor referente a un problema femenino que yo tenía.  Los resultados de mis exámenes anteriores salieron positivos para cáncer.  Mientras me encontraba sentada en la oficina de mi doctor, ¡excuso decirle que estaba horrorizada!  Lo único que podía escuchar fueron sus palabras: “es un cáncer.”  Ahora debía enfrentarme a una histerectomía completa.  Regresé a mi casa y tomé un pétalo de rosa bendito y recé cada momento que podía.  Dormí con él, me fui a trabajar con él, y lo llevaba conmigo todo el tiempo.  Yo le rogué a Nuestra Madre Santísima y a Jesús que me otorgaran una cura.  Un sentimiento cálido me invadió y me dormí.  El día de mi cirugía no estaba tan atemorizada como pensé que estaría.  Después de la operación el doctor salió y le dijo a mi hija que todo el cáncer había estado contenido entero y que ¡¡no requeriría más tratamiento!!  Estoy verdaderamente segura que fue una cura de Nuestra Señora y de Jesús.  Santa Teresita y muchos otros Santos también jugaron un papel en esto.  Si usted lo estima, por favor siéntase libre de emplear este testimonio para (el bien de) otras personas.

Que Dios lo bendiga a usted y a su personal.

Sra. S.

Chicago, IL

 

"¡Fue un milagro!" dijeron los doctores y las enfermeras    click aquí...

 

Para comunicarse con nosotros, escriba a:
sonia@nuestrasenoradelasrosas.org
 

Home | Introducción | Mensajes | Directrices | Milagros-Curas | Fotos | Vídeos | Verónica | Contáctenos


Revised:
March 27, 2010